¿Buscas información sobre Cómo cuidar de un San Bernardo? Aquí tienes la respuesta.

Cómo cuidar de un San Bernardo



Cómo cuidar de un San BernardoDebido a la película Beethoven, esta raza de perro logró una gran captación por parte de los amantes de los animales. Sin embargo, no todo el mundo puede tener un perro de este calibre en su casa.

Para empezar es un perro de gran tamaño y que precisa de muchos cuidados, así que mucho ojo antes de intentar meterlo en tu casa.

Cómo cuidar de un San Bernardo

  1. Piense en su futuro: Es un perro muy grande, así que a no ser que tengas un jardín o una casa muy grande ni se te pase por la cabeza el tener este perro en tu casa, porque el perro se agobiará igual que tú.
  2. Atento a las vacunas: Vacunar a tu perro es muy importante, sobre todo de los virus que pueden ser mortales para ellos, así que no te saltes ni una sola vacuna.
  3. Comida de calidad: Esta raza de perros es muy propensa a engordar, así que vas a tener que la comida justa. Además, se aconseja que en lugar de dársela de golpe se la repartas en raciones, para que así vaya comiendo poco a poco.
  4. Muy sociable: Es un animal muy obediente y también muy leal a sus dueños, sin embargo de pequeño vas a tener que enseñarle a sociabilizar con otros perros.
  5. Contrólalo al pasear: Cuando sea pequeño acostúmbralo a ir mucho a tu lado, ya que debido a su enorme tamaño, si no lo has acostumbrado de pequeño después te va a costar mucho poder manejarlo.
  6. Paseos diarios: Tendrás que sacarlo por lo menos 3 veces al día por media hora cada vez, pero intenta que durante sus dos primeros años de vida no haga demasiado ejercicio porque es cuando se están desarrollando sus huesos.
  7. Cepillado semanal: Es una raza con mucho pelo que requiera de un cepillada semanal, sobre todo si te quieres ahorrar tener que estar cada dos por tres barriendo la casa.
  8. Corte de uñas mensual: Le crecen muy rápidamente las uñas de las patas, así que para evitar que sufra daños córtaselas por lo menos una vez al mes.
  9. Limpia sus ojos: Para evitar que se infecten, tendrás que limpiarlos con bastante frecuencia con un pompón de algodón.

Otros consejos

  • Debes saber que la media de vida de un San Bernardo es de 8 a 10 años. Hay casos en los que han vivido mucho más, claro, pero ten eso en cuenta.
  • Es bueno tener un jardín o un lugar donde llevarlo para que se ejercite y se canse para que después en casa esté tranquilo.
  • Babea mucho, por lo no lo acostumbres a que se suba mucho a las camas o a los sofás o te los acabará poniendo perdidos.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *