¿Buscas información sobre Cómo cuidar de un burmés americano? Aquí tienes la respuesta.

Cómo cuidar de un burmés americano



Cómo cuidar de un burmés americanoAunque son muy parecidos, el burmés americano guarda ciertas diferentes con su compañero europeo, lo cuál hace que te puedan plantear cuál de las dos variedades prefieres tener en tu casa como compañero.

Aunque es algo más activo, no resulta un animal extremadamente difícil de cuidar, por lo que no tendrás que preocuparte.

Cómo cuidar de un burmés americano

  1. Le gustan los mimos: Es algo que comparte mucho con su compañero europeo, pero al contrario que este, buscará los mismos solo cuando le interese, no esperes que se ponga muy contento si de pronto empiezas a acariciarlo sin que él lo desee.
  2. Curioseará todo: Es una raza que le encanta curiosear todo lo que hay a su alrededor, por lo que vas a tener que tener algo de paciencia para que se acostumbre a que mire todo a su alrededor.
  3. Bastante activo: En esto se diferencia mucho de su pariente europeo. Es un gato muy activo que le encanta el ejercicio, por lo que si lo ves muy nervioso, tendrás que jugar un poco con él para cansarlo.
  4. Maullará para pedirte algo: Generalmente, cuando quiera algo de ti te buscará y maullará para lograr captar tu atención.
  5. Acostúmbralo a una rutina: Para impedir que engorde, lo mejor que puedes hacer es acostumbrarlo a una rutina, con la cantidad justa de comida y que de ese modo no te vaya pidiendo picotear entre horas. Está bien una chuche de vez en cuando, pero no te pases acostumbrándolo a ellas.
  6. Cepíllalo: Al menos una vez a la semana estará bien, para así que su pelo esté sano y quitar el pelo que se le esté cayendo.
  7. Agradable con los niños: Si tienes hijos o niños pequeños en casa, es una raza muy amigable con los más pequeños.

Consejos para cuidar de un burmés americano

  • Si tienes plantas, antes averigua cuáles son las plantas tóxicas para los gatos y comprueba que no tienes ninguna en casa. Si es así, tendrás que deshacerte de ellas.
  • Para mantenerlo limpio, un baño cada dos meses bastará.
  • No lo peles, deja que se le caiga el pelo y le salga nuevo.
  • No es una raza demasiado territorial, pero tampoco es bueno que le des una habitación o un lugar exclusivo para él, porque se volverá entonces muy territorial.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *